El creciente interés por la construcción pasiva, la construcción ecológica, la bioconstrucción, la sostenibilidad y la eficiencia energética ha promovido a su vez el interés por lo que se ha venido a llamar certificaciones o herramientas de certificación de construcción sostenible.

Estas puntúan según ciertos parámetros o requisitos, dándole a la construcción mayor o menor rango según la cantidad y calidad de requisitos recogidos.

 

ÍNDICE. LAS HERRAMIENTAS DE CERTIFICACIÓN

1. PASSIVHAUS, (Passive House).

2. BREEAM.

3. LEED.

4. VERDE.

5. WELL.

 

En el momento de escribir este artículo, Noviembre 2019, no son de obligado cumplimiento, son de carácter totalmente voluntario, aunque no sería de extrañar que en un futuro próximo se recogiera legislación al respecto dados los movimientos que se están dando en el modelo de mercado.

A Bass Houses, como constructora especializada en construcción ecológica y construcción pasiva, nos llegan solicitud de presupuestos en los que el promotor o cliente se interesa por conocer nuestra opinión al respecto de los mencionados certificados, o directamente que desean que su nueva vivienda ostente la certificación Passive House, Breeam u otra.

En la mayoría de ocasiones, salvo honrosas excepciones, no tienen ni idea de lo que desean. Han oído o leído algo al respecto, el cuñado de turno les ha explicado la necesidad de disponer de una de las posibilidades para garantizar calidades o directamente el vendedor les ha colocado la necesidad en primer plano por interés meramente económico. Es labor de la empresa constructora elegida asesorar cumplidamente al cliente o promotor sobre las opciones que tiene a su disposición según sus necesidades y configuración del proyecto.

Voy a tratar en este breve artículo de mencionar las certificaciones, las herramientas de certificación mejor dicho, más relevantes o conocidas y sus principales objetivos o características. Si la constructora escogida tiene la cualificación profesional que se le espera deberá disponer de técnicos habilitados para asesorar y certificar con garantías. Bass Houses los tiene.


1. PASSIVHAUS, (Passive House)


Passivhaus· Passive House

De origen alemán. Surgido a finales de los 80 del siglo pasado.

Certificación basada en optimizar el aislamiento térmico, en obtener una alta eficiencia energética presentando un muy bajo consumo de calefacción y refrigeración.

Es el más conocido como certificado.

Para amantes de las cifras y datos técnicos podéis visitar este enlace de Wikipedia, donde encontraréis información detallada a su vez que enlaces técnicos.


2. BREEAM


Certificación BREEAM

De origen inglés. Surgido a finales de los 80 del siglo pasado.

Más amplio que el anterior. Con objetivos más ambiciosos.

Centrado en la reducción del impacto de la ejecución de la obra y posterior vida del edificio. Buscando el mayor confort y salud para quien utiliza o vive en él.

Lo subdividen en 10 categorías

  • Gestión
  • Salud y Bienestar
  • Energía
  • Transporte
  • Agua
  • Materiales
  • Residuos
  • Uso ecológico del suelo
  • Contaminación e Innovación

Puedes obtener mucha más información en la web de Breeam España o bien visitar este artículo en nuestro Blog donde hacíamos un resumen de sus características.


3. LEED


Certificación LEED

De origen estadounidense. Surgido a principios de los 90 del siglo pasado.

Herramienta certificadora muy interesante. De mayor implantación en Estados Unidos que en Europa.

Puntúa los siguientes conceptos:

  • Ubicación y transporte de materiales constructivos y usos posteriores
  • Ubicación sostenible del emplazamiento de los proyectos
  • Uso eficiente del agua
  • Energía y Atmósfera en relación a la eficiencia y ahorro energético
  • Materiales y Recursos utilizados en la construcción interesándose por el reciclado y origen de obtención
  • Calidad del Ambiente Interior para obtener la adecuada ventilación y confort también a nivel acústico y lumínico
  • Innovación en el Diseño constructivo.

Puedes obtener información ampliada en su propia web. Muy interesantes también los apuntes recogidos en este artículo de Wikipedia.


4. VERDE

Certificación VERDE

Este certificado es de origen español. Creado por la asociación GBCE, (Green Building Council España), con la idea de fomentar un movimiento de interés más sostenible en el mundo de la construcción.

Su objetivo es valorar el impacto económico, social y ambiental a través de unos protocolos y procedimientos. Las áreas de estudio a trabajar son:

  • Calidad del ambiente interior
  • Aspectos económicos y sociales
  • Ubicación y orientación de la parcela
  • Impacto generados en la fase de construcción y vida del edificio
  • Eficiencia energética

A través de este enlace podéis llegar a la web de GBC España, donde encontraréis cumplida ampliación de lo expuesto si es de vuestro interés.


5. WELL

Certificación WELL

Según sus propias palabras la Certificación Well permite identificar, medir y monitorizar las características de los espacios construidos que impactan en la salud y bienestar de los ocupantes.

Estos son los conceptos que valoran:

  • Aire. Cuyo objetivo es mejorar la calidad del aire que se respira en el edificio.
  • Agua. Dar acceso a agua de alta calidad.
  • Alimentación. Disponibilidad de frutas y verduras y transparencia nutricional.
  • Iluminación. El objetivo es conseguir el diseño de sistemas de iluminación natural y artificial que mejoren el confort, la lucidez y el sueño nocturno.
  • Movimiento. Su objetivo es fomentar la actividad física, la vida activa y desalentar el sedentarismo.
  • Confort Térmico. Centrado en aumentar la productividad a través del diseño del sistema de climatización.
  • Sonido. Mejorar el confort mediante el control de parámetros acústicos, intrusión de ruido exterior, privacidad y reverberación.
  • Materiales. Reducir la exposición de las personas a los componentes contaminantes de los materiales de construcción.
  • Mente. Apoyo a la salud emocional y cognitiva mediante estrategias de diseño, tecnología y tratamiento.
  • Comunidad. Crear una comunidad inclusiva e intregrada a través de la justicia social, el compromiso cívico y el diseño accesible.

Es este enlace puedes obtener información ampliada si es de tu interés.


Existen algunas herramientas certificadoras más. Bajo mi punto de vista estas son las más reconocidas.

Aunque tengo una preferencia personal no creo que este sea el lugar para pronunciarme al respecto, (Te argumento mi opinión al oído si la necesitas). Todas ellas otorgan un nivel o puntuación según la serie de parámetros establecidos por ellos mismos, más parámetros cumples y en mejores condiciones pues mayor nivel o cualificación se otorga.

Todas las calificaciones finales de cada una de las herramientas de certificación deben ser emitidas y argumentadas por un técnico cualificado, un certificador.

Así mismo se está implantando la creencia de que disponer de una certificación o no disponer de ninguna, repercutirá en el posterior precio de reventa; probablemente sea así, y aunque no debamos obsesionarnos con la posibilidad sí que es interesante plantearse las posibilidades al alcance y valorar cuál nos interesa más a la hora de planificar una nueva construcción, ya sea de un edificio privado, de un unifamiliar, o de un edificio público, etc.

Hacer uso de herramientas certificadoras como las mencionadas nos puede garantizar que nuestro edificio o vivienda reúne características y condiciones para que este pueda ser considerado como sostenible, ecológico.

En Bass Houses hemos optado por la estrategia de aunar en nuestro sistema constructivo, (Bass System), lo mejor de cada uno de ellos siendo por ello fácil para nosotros obtener la certificación que el cliente o promotor nos solicite proporcionando las mayores y mejores puntuaciones en casa caso; ¿Por qué te vas a quedar con uno si puedes tener lo mejor de todos?

Si vas a construir, si vas a contratar una empresa constructora piénsalo, es importante. La construcción sostenible, la construcción ecológica es un concepto que ha venido para quedarse.


Gaudencio García
Director de Comunicación
Bass Houses



✎ Las ideas importan.
COMPARTIR ARTÍCULO